En televisión

Un nuevo reality de citas para embarazadas

No andan en busca de sexo y no necesitan con quien procrear bebés. Son esas dos cosas las que, para empezar, llevaron a las solteras de "Pregnant & Dating" a este reality show.

Mujeres
martes, 11 de junio de 2013


Foto AP

(AP) Las cinco embarazadas deslumbrantes que conforman el elenco del nuevo programa de la cadena WE tv juegan minigolf, se ponen zapatos para jugar bolos y disfrutan de citas románticas, sin alcohol. Pero la simple idea de tener citas mientras están en estado ha hecho que sean víctimas de sarcasmos.

"Veo que (at)WEtv tiene un programa llamado "Pregnant & dating". Los heterosexuales son bastante raros", escribió el comediante gay Dave Rubin.

Aunque algunos de los galanes saben de los embarazos de las chicas, la mayoría lucen sorprendidos cuando se enteran. También está el asunto del sexo, que a las futuras madres del programa les encanta abordar ante la cámara y que ha generado rechazo en algunos sitios de socialización.

Pero, ¿es tan raro tener citas mientras se está embarazada?

En una encuesta reciente realizada por The Associated Press y WE tv, 23 % de los hombres dijeron que considerarían comenzar una relación con una mujer embarazada. Entre las opciones de citas por internet, algunos sitios promueven el sexo con embarazadas, encuentros e incluso un "chat sexy con embarazadas".

Salir con alguien no implica tener relaciones sexuales para Melissa Meister, una modelo convertida en estilista en Los Angeles. Ya divorciada intentó tener un bebé por su propia cuenta con un donador de esperma cuando ella y su novio desde hacía tres años intentaron juntos y funcionó.

"Pero cuando llevaba dos meses de embarazo me di cuenta que publicó que estaba en una relación con alguien más en Facebook", dijo en una entrevista telefónica reciente. Para las citas eran para "conocer gente y descubrir quiénes son, y por primera vez en mi vida saber que conozco mis límites y lo que esa persona tendrá que dar para estar en mi vida", dijo.

Entre las personas con las que salió está el aspirante a actor Eric Joseph. Un amigo en común se lo presentó. Joseph sabía que Melissa estaba embarazada. "Al principio tuve mis dudas, considerando todo lo del embarazo", reconoció el actor de 30 años. Tener relaciones sexuales, agregó, ni siquiera podía considerarlo.

"No formaba parte de la ecuación", dijo entre risas. "Si lo hubiera intentado ella me habría dado una cachetada".

Y para las solteras embarazadas en la vida real que al parecer sí lo disfrutan, Meister dijo: "Apoyo todo lo que fortalezca a las mujeres y las haga sentir cómodas, pero sé que hay otro lado, el lado fetichista y raro de eso".

La manicurista Megan Aballi, de 28 años, del condado de Orange en California, recibe uno o dos besos apasionados de un ex en el programa. Aunque tiene curiosidad de saber si las hormonas en las últimas etapas del embarazo harán que el sexo sea mucho mejor, dijo en una entrevista que se resistió.

"Definitivamente no tengo sexo en el programa y esa no es la idea de tener una cita", dijo Aballi. "La idea es encontrar a alguien con quien una pueda pasar un rato y que pueda ser un compañero de vida".

Las otras participantes son la modelo de trajes de baño Shana Prevette de Charlotte, Carolina del Norte, y la productora de televisión y cine en Hollywood Rachel Klein, de 43 años, quien esperaba mellizos.

Klein entra en crisis emocional cuando visita a un casamentero y Prevette sufre la ausencia del padre de su hijo durante una ecografía y mientras enfrenta los cambios en su cuerpo.

"Sea una modelo de bikinis o no, para algunas personas un bebé es algo excluyente", dice Prevette en el programa mientras disfruta de sus citas y cambia su ropa interior de abuelita por lencería para embarazadas.